Volver a la lista

AYUDA AL APARCAMIENTO

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5

Principio de funcionamiento

Unos detectores de ultrasonidos, integrados en el parachoques trasero del vehículo, «miden» la distancia entre el vehículo y un obstáculo.

El sistema de ayuda al aparcamiento se activa cuando se mete la marcha atrás.

El sistema de ayuda al aparcamiento no tiene en cuenta la bola de remolque ni otros sistemas de transporte de carga, etc.

Esta medida se traduce en unas señales acústicas cuya frecuencia aumenta con la aproximación al obstáculo, hasta convertirse en un sonido continuo cuando el obstáculo se encuentra a unos 20 o 30 centímetros del vehículo.

Particularidades

Compruebe que los detectores de ultrasonidos no queden ocultos (suciedad, barro, nieve...).

Esta función es una ayuda suplementaria que indica, mediante señales acústicas, la distancia entre el vehículo y un obstáculo al realizar una maniobra.

No puede por tanto, en ningún caso, sustituir la vigilancia ni la responsabilidad del conductor cuando realice maniobras.

El conductor debe estar siempre listo para los acontecimientos imprevistos que pueden darse durante la conducción: vigile siempre, por tanto, que no haya obstáculos móviles pequeños (tales como un niño, un animal, un cochecito de niños, una bicicleta, una piedra, un poste, etc.) dentro de la zona de ángulo muerto durante la maniobra.

Funcionamiento

Al cambiar a marcha atrás, se oye una señal acústica. Se detecta la mayoría de los objetos que se encuentren a, aproximadamente, menos de 1,20 metros detrás del vehículo.

Activación/desactivación

Pulse el contactor 2 para desactivar el sistema.

El testigo incorporado en el contactor se enciende para recordarle que el sistema está desactivado.

Un nueva presión reactivará el sistema y el testigo se apagará.

Anomalía de funcionamiento

Si el sistema detecta una anomalía de funcionamiento, se oye una señal acústica continua durante unos tres segundos para avisarle cada vez que meta la marcha atrás. Consulte a un Representante de la marca

Si el bastidor del vehículo sufre un choque al realizar maniobras (ejemplo: contacto con un bolardo, un bordillo sobreelevado u otro mobiliario urbano), el vehículo puede sufrir daños (ejemplo: deformación de un eje).

Para evitar los riesgos de accidente, haga que un Representante de la marca controle su vehículo.