Volver a la lista

FUNCIÓN DE «AUTOHOLD»

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5

Vehículo parado (por ejemplo, en un semáforo en rojo, una intersección, un atasco, etc.), la función asegura la fuerza de frenado, incluso cuando el conductor suelta el pedal del freno.

La fuerza de frenado se libera en cuanto el conductor acelera lo suficiente con una marcha metida.

Activación

Presione el contactor 3.

El testigo del interruptor 3 se enciende para confirmar que la función está activada.

Desactivación

Presione el pedal del freno y el contactor 3 al mismo tiempo.

El testigo del interruptor 3 se apaga para confirmar que la función está desactivada.

Si se mantiene la fuerza de frenado, el freno de aparcamiento se activa automáticamente cuando:

- el conductor sale del vehículo;

o

- el vehículo queda inmovilizado durante más de tres minutos aproximadamente.

Condiciones de mantenimiento de la fuerza de frenado

Deben respetarse las condiciones siguientes:

- que el cinturón de seguridad esté abrochado;

y

- que el freno de aparcamiento asistido esté suelto;

y

- que el vehículo no esté parado en una pendiente muy pronunciada.

El testigo del cuadro de instrumentos confirma la fuerza de frenado mantenida.

Condiciones para interrumpir la fuerza de frenado

Deben respetarse las condiciones siguientes:

- que el conductor acelere lo bastante con una marcha metida;

o

- que el conductor desactive la función.

El testigo se enciende en el cuadro de instrumentos.

Tras cada arranque, la función continúa el modo que estaba activo antes de la última parada.

Antes de abandonar el vehículo, compruebe que el freno de aparcamiento asistido queda bien puesto. Esto se confirma mediante el encendido del testigo 1 en el interruptor 2 y del testigo } en el cuadro de instrumentos, que se apagarán cuando se bloqueen las puertas.

USO DEL FRENO DE APARCAMIENTO ASISTIDO Y LA FUNCIÓN AUTOHOLD.